Caída del crudo asesta un nuevo golpe a Venezuela

El colapso del mercado petrolero asestó un nuevo golpe a la arruinada economía de Venezuela, altamente dependiente de su menguada producción de crudo, ahora acosada por sanciones de Estados Unidos.

«Es brutal el golpe», afirmó el jueves el presidente de Venezuela Nicolás Maduro. «El petróleo venezolano cayó de 48 o 49 dólares el barril a 24 o 25 dólares», dijo.

El valor del crudo se derrumbó desde el lunes a sus peores cotizaciones en casi 30 años en medio de una guerra de precios entre Arabia Saudita y Rusia y la esperada caída de la demanda mundial por la pandemia del coronavirus

Para Venezuela la crisis del mercado petrolero no pudo caer en peor momento.

Tras años de falta de inversión, malos negocios y corrupción, la producción de la petrolera estatal PDVSA cayó a pique y está en los niveles de mediados de los años 40.

Venezuela perdió además a Estados Unidos como principal cliente después de que Washington bloqueó sus compras de crudo para forzar la renuncia del socialista Maduro a quien considera un dictador.

«Nos persiguen los barcos, amenazan a los países que nos quieren comprar y ahora tenemos la caída brutal de precios», dijo Maduro ante periodistas.

El crudo venezolano se ha vuelto tóxico para el mercado.

Dos navieras del grupo petrolero ruso Rosneft fueron sancionadas por Washington por transportar crudo venezolano; la segunda de ellas este mismo jueves.

Para atraer a compradores que temen sanciones de la Casa Blanca, PDVSA rebaja sus precios, ya de por sí, bajos, según analistas y agentes del mercado.

PDVSA no contestó el pedido de comentarios que le hizo la AFP.

En seis años de una crisis política y social que no parece tener fin, la economía se contrajo en 65%, los venezolanos están ahogados en la hiperinflación, empresas extranjeras huyeron o fueron estatizadas y los servicios básicos colapsaron.

La capacidad de producción de PDVSA, que en 2018 generaba más de 90% de las divisas que entraban al país, se redujo en dos tercios.

En 2008 colocaba en el mercado unos 3,2 millones de barriles por día. El mes pasado, reportó a la OPEP una producción de 865.000 barriles diarios.

amanecerweb

amanecerweb

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *