Fiscal peruano pide prisión preventiva para Fujimori

Un fiscal peruano pidió la prisión preventiva para la candidata Keiko Fujimori por «incumplimiento» de restricciones en un caso de lavado de activos por antiguos aportes ilegales de campaña, mientras la postulante busca evitar su derrota en las ajustadas elecciones presidenciales del país andino.

El fiscal José Domingo Pérez solicitó a un juez la prisión preventiva alegando que Fujimori mantiene comunicaciones con testigos vinculados en la presunta recepción de al menos 1,2 millones de dólares de firmas privadas para sus campañas políticas del 2011 y 2016, cuando postuló para la presidencia.

«Se ha determinado nuevamente que la acusada Fujimori Higuchi incumple con la restricción de no comunicarse con los testigos; pues, se ha advertido como hecho público y notorio que se comunica con el testigo Miguel Torres Morales», dijo el expediente fiscal a la que tuvo acceso Reuters.

Una representante de prensa del partido de Fujimori dijo que no se tenía ninguna reacción por el momento, pero Torres, un exlegislador del partido de la candidata y mencionado por el fiscal, negó estar involucrado en el caso de lavado de activos.

«No soy testigo del caso de aportes fraudulentos ni nada por el estilo. Sí he asistido (a la fiscalía) en más de una oportunidad, pero, para temas completamente distintos que no tienen que ver con el tema de los aportes», dijo Torres en una entrevista con la radio RPP tras la información del fiscal.

Torres estuvo el miércoles con Fujimori cuando anunció que estaba pidiendo la nulidad de 500.000 votos tras cuestionar el proceso electoral, que observadores internacionales han afirmado que la votación se llevó a cabo de forma transparente.

En unas polarizadas elecciones presidenciales, Fujimori está detras de su rival socialista Pedro Castillo, que mantiene una estrecha pero constante ventaja de 0,4% mientras se cerca el final del conteo oficial.

El caso judical contra Keiko aun no tiene fecha de inicio de audiencia, y el fiscal Pérez ha pedido 30 años y 10 meses de prisión para la candidata y la disolución de su partido político, por cargos que incluyen crimen organizado, obstrucción de la justicia tras más de dos años de investigaciones.

Keiko Fujimori, hija del encarcelado exmandatario Alberto Fujimori, venía siendo investigada por recepción de dinero de la constructora brasileña Odebrecht y de algunas firmas peruanas.

La candidata ha estado dos veces en prisión preventiva por el caso. La primera vez entre octubre del 2018 y noviembre del 2019 y la segunda entre enero y mayo del año pasado.

Los Fujimori han estado bajo investigación por años. El menor de los hermanos, el exlegislador Kenji Fujimori, es investigado por presunta compra de votos para evitar en el 2017 la destitución del ahora expresidente Pedro Pablo Kuczynski.

El exmandatario Alberto Fujimori, de 82 años, fue condenado por ser autor mediato del asesinato de 25 personas, entre ellas un menor, cometido por un grupo paramilitar que actuaba bajo la sombra a inicios de la década de 1990 en medio de una guerra entre el Estado y el grupo rebelde maoísta Sendero Luminoso.

amanecerweb

amanecerweb

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *