Funerarias aplican protocolos de seguridad

Por recomendación sanitaria, todos los cadáveres se están cremando aún sin haber muerto por coronavirus, ya que cabe la posibilidad de que al morir fuera un portador asintomático del virus.

Sin embargo, en muchas funerarias, los deudos prefieren la inhumación por tradición religiosa principalmente religiosas, pues la costumbre es el velorio de dos días con la presencia de toda la familia.

Es así como la pandemia por Covid-19 no sólo ha afectado a los sistemas de salud sino también a las funerarias, las cuáles han tenido que modificar y aplicar protocolos de seguridad para realizar la disposición final de los cadáveres infectados, explicó Gabino Zarza Sánchez, presidente de un grupo funerario.

La velación no debe ser mayor a cuatro horas, el cuerpo no puede llevarse a la iglesia porque están cerradas. Los familiares ya no pueden despedirse, pues los protocolos marcan que debe sellarse el ataúd, sea o no sea una persona infectada por Covid-19.

Además, los hornos crematorios han puesto restricciones, a diferencia del pasado ahora sólo se permite la presencia de uno o dos familiares para que esperen la entrega de las cenizas, se les dan horarios fijos y no es posible que estén en el proceso.

También, al igual que el personal de salud, los empleados de las funerarias tienen la necesidad de protegerse al ser el eslabón final de esta cadena y estar expuesto a la posibilidad de contagio, aplicando medidas de seguridad al manejar un cadáver desde el momento de sacarlo de cualquier unidad hospitalaria, el Servicio Médico Forense o su propio domicilio.

El personal utiliza kits de seguridad que consta de un overol impermeable, guantes de latex (tres pares), careta con filtro de seguridad N-95, sanitizadores y germicidas en spray, cubrebocas, protector de calzado, goggles de seguridad.

A pesar de lo anterior, hay gente incrédula sin seguir las medidas de seguridad en la calle, debemos recordar que a otros países se les salió de control por no seguir las normas yla pandemia se volvió incontrolable, colapsando el sistema de salud.

amanecerweb

amanecerweb

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *