Human Rights Watch señala a gobierno camerunés por matar a 21 personas

La organización Human Rights Watch acusó a las fuerzas armadas de Camerún de asesinar a 21 civiles este mes en una región disputada con los separatistas anglófonos. 

«Los asesinatos fueron tan escandalosos, los abusos tan evidentes y la evidencia tan contundente. Los asesinatos fueron deliberados y tenían como objetivo castigar a la población sospechosa de albergar y colaborar con los separatistas», dijo Ilaria Allegrozzi, representante en África de HRW. 

El ataque ocurrió en la localidad noroeste del país, Ngarbuh, el 14 de febrero, y dejó 13 niños muertos, nueve de ellos menores de cinco años, así como una mujer embarazada.

Las fuerzas gubernamentales dijeron que fue un “accidente desgraciado, consecuencia colateral” de la disputa. «Los horribles asesinatos de civiles, incluidos niños, son crímenes atroces que deben investigarse de manera efectiva e independiente, y los responsables deben comparecer ante la justicia», dijo la víspera la organización en un comunicado. 

Desde 2016 iniciaron protestas pacíficas de los habitantes de estas regiones, excolonias británicas que decidieron unirse al Camerún francés, en rechazo a una supuesta marginación por parte del Gobierno central, que ha reprimido las movilizaciones. 

Desde entonces han proliferado grupos armados en apoyo a los separatistas, que defienden la independencia de Ambazonia, autoproclamada en 2017. Para el Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados (ACNUR), hay más de 60 mil refugiados cameruneses en Nigeria, mientras que más de 679 mil se han visto desplazados dentro del país y al menos tres mil han muerto a raíz del conflicto.

amanecerweb

amanecerweb

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *