Julio Gómez aceptó que no supo asimilar la fama

Julio Gómez, Campeón del Mundo Sub 17 con México en 2011, aceptó que su carrera nunca despegó debido a que después de ganar el Mundial, nunca pudo controlar que la fama le llegara tan rápido.

Y es que Gómez es de los más recordados de aquel título, después de que en las Semifinales ante Alemania sufriera un tremendo corte en la cabeza por anotar el segundo gol, por lo que tuvo que ser vendado y de ahí su apodo de la «Momia».

«En mi caso fueron varias circunstancias: las lesiones, fueron también algunas malas compañías y eso siento que fue en mi caso, no puedo hablar de otros compañeros pero sí puedo decir en lo mío».

«Las oportunidades siempre las tuve, pero fueron malas decisiones mías, aparte tenía 17 años, era muy joven para asimilar todo lo que yo había vivido y a mí me llegó muy rápido la fama y eso fue también lo que me pasó a mí».

La Momia señaló que en lo personal le hubiera gustado que lo asesoraran mejor en aquel momento tras haber ganado el Mundial, para que ello no le hubiese afectado en años posteriores.

«A lo mejor me faltó más orientación y más mentalidad para asimilar todo lo que vivía».

amanecerweb

amanecerweb

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *