Maestros, timados, exigen renuncia del líder del SMSEM

Una vez más, los maestros del Estado de México se sienten “engañados”, luego de que les fue “mutilado” el bono que, anualmente les es entregado como parte del “Día del Docente”, mismo que es pactado a inicios de cada año fiscal.

Cabe comentar que el “bono” de nueve mil pesos que debieron recibir los maestros, fue de tan solo 5 ml 600 pesos, argumentando “algunos” que ello fue resultado de la “contingencia” que está viviendo aún un nuestro país, por ello el que a éstos les hayan descontado, sin aviso previo, un bono ya pactado y autorizado en el presupuesto del año fiscal en curso.

Además, los maestros afectados, han exigido una explicación de “su” líder Sindical José Manuel Uribe Navarrete, quien desde que asumió la Dirigencia Estatal del SMSEM, llegó con la firme idea de “cambiar” algunos preceptos -por así convenir a sus propios intereses-,

Los maestros, que suman de 107 mil en el Estado de México, se sienten desprotegidos por parte de éste “su líder”, a quien exigen una explicación y solución al recorte que sufrió su bono, lo califican de “tibio e incompetente” al no gestionaron nada en favor de los maestros”, calificando de “desigual” el trato que han venido recibiendo desde el inicio de la pandemia del coronavirus en México.

Según los maestros afectados -y con justa razón- se preguntan el ¿cómo es posible tantos abusos en su contra, cuando ellos, como mentores, tienen la responsabilidad y la presión de poder salvar el año escolar”, destacando que muchos de ellos, no tienen ni lo más elemental para poder dar sus clases como debiera.

Además, exigen se les sea informado ¿cuantos cientos de millones se ahorró el secretario del SMSEM? al no poder realizar los festejos del día del niño en cada región, la concentración del 01 de Mayo día del trabajo, el festejo del día de las madres en cada región, festejos del día del maestro en cada región, dinero con el cual debieron haber pagado completo su bono, mismo que, no solo fue pactado a inicios de año sino que, además, fue aprobado dentro del presupuesto del presente año fiscal.

Los maestros, exigen a Uribe Navarrete desmentir instrucciones giradas a sus delegados de lo contrario, piden a renuncia inmediata de quien hoy -aseguran- ha permitido que se pierdan los logros obtenidos y no puede defender los intereses de un gremio tan importante como lo es el Magisterio del Estado de México ya que desde el inicio de su gestión no ha dado resultados.

Lo acusan de haber utilizado la situación actual como pretexto para quitarles algo que se han ganado. e nos hemos ganado y exigen ese para cubrir sus necesidades básicas, amagando con parar las actividades hasta que no se les deposite el bono completo.

Ya lo habíamos comentado en ediciones anteriores. Los maestros en el Estado de México ¡no cuentan con lo más elemental para impartir sus clases! Los estudiantes, si aprueban el año escolar, lo harán con cientos de deficiencias, toda vez que no a todos les llega una red de internet o cuentan con un equipo de cómputo para recibir las clases, además de que no existe un “programa de trabajo” para impartirlo de manera digital, por lo que ha sido casi imposible para los mentores trabajar de manera habitual con los estudiantes.

Hoy, lejos de apoyarlos, les descuentan parte de un bono que ya había sido pactado, y quienes, sin explicación alguna, los hacen aceptar ese “bono mutilado”, argumentan la situación de pandemia que vive México cuando, según el DECRETO por el que se establecen las medidas de austeridad que deberán observar las  dependencias  y  entidades  de  la  Administración Pública Federal, bajo los criterios que en el mismo se indican,  publicado en el Diario Oficial de la Federación el día 23 de abril del año 2020, se expresa en la fracción I que la reducción de percepciones sólo  será  para  “altos funcionarios públicos”,  definiéndose  como  tal  la  figura  de  “Subdirector hasta Presidente”.

Así también que en la fracción IV se establece que “La Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) dispondrá de los recursos necesarios para cumplir cabalmente con la entrega de participaciones federales a los estados, el pago de nómina, de pensiones y la amortización y servicio de la deuda pública”.

Entonces -preguntan los maestros- ¿de dónde sacan que nosotros, como maestros, tengamos que ser los afectados con los recursos que nos corresponden? La realidad es que sí tendríamos que preguntar ¿a dónde fue a parar todo ese dinero que se ahorraron al no llevar a cabo las celebraciones antes mencionadas? Siendo un verdadero absurdo que quieran llevar a cabo los festejos cuando se reanuden al cien por ciento todas las actividades en este país que, se dice, no podrá ser antes del mes de septiembre del año en curso.

“Ahorrarse ese dinero” ¿hasta cuándo?, si bien podría aplicarse a las necesidades de los mentores que, repito, no cuentan ni con lo más elemental para realizar sus actividades “en línea”. Estarán de acuerdo que éste es un gremio que definitivamente debe “tratarse con pincitas”, pero ¿robarles?, de por sí sus sueldos -como el de los policías- es raquítico y lo que esperan es sus “bonos” ¡y se los mutilan!, pues más que molestos deben estar.

Hoy, por lo pronto, exigen ¡la renuncia de su líder sindical!, pues aseguran que éste “es más de lo mismo”, que los cambios prometidos no se han dado y que, desde el inicio de su gestión, ¡no ha cambiado nada para ellos!, por lo que, ¡o les resuelve, o que se vaya!…….

PREOCUPANTE, MILITARIZACION DE NUESTRO PAÍS

Hablando de otra cosa, resulta que los fantasmas que vienen persiguiendo a México sobre un cambio de sistema político puede estarse materializando. Para los letrados y estudiosos, esta es la peor noticia; para los pocos ricos y potentados, esta es una oportunidad para irse de México y llevarse sus inversiones y para la ignorancia y conformismo de millones de mexicanos, esta es una “opción” que, aunque desconozcan de que se trata, pude ser la que les garantice esos dos mil pesitos mensuales para seguir viviendo como viven.

Y es que estos cambios, a diferencia de lo que muchos piensan, no impedirá que sigamos viendo a niños encuerados y chamagosos, viviendo en comunidades repletas de casuchas de cartón y pisos de lodo. El querer “vivir mejor” seguirá siendo un “sueño guajiro”, con la diferencia de que, esa inquietud de algunos de “tener una mejor oportunidad de trabajo” (aunque sea de vende chicles) también se esfumará porque hasta eso les van a quitar.

Y ¿gracias a quién estamos los mexicanos en esta posición? Parece trillado, pero no lo es. Enrique Peña Nieto, el Expresidente, ¡vendió a México sabedor de lo que se avecinaba! Con tal de salvar el pellejo, de él y sus más cercanos y corruptos colaboradores, es que hizo tratos “en el más oscuro y corrupto rincón” para que “lo dejaran vivir en paz” y las investigaciones en su contra se esfumaran. Gracias a él, hoy, se militariza México, y con eso, la constante amenaza de un “cambio radical de sistema político” que, no solo “nos robará la paz y la tranquilidad”, también nos robará el sueño pensando, ¿y ahora qué van a hacer con nosotros?

Y va a pasar que nuestros hijos perderán la oportunidad de seguir estudiando. Los que tienen la oportunidad de estudiar en una institución particular, ya no podrán hacerlo. Los que estén a la mitad de sus estudios, ahí se quedarán, porque no habrá forma de que concluyan “una carrera de calidad”. Todos los egresados, profesionistas, los que quieren superarse, tendrán que hacerlo en el extranjero, pues en México, habrá de dos sopas nada más “de fideos, y de jodeos” porque no se cree que haya nuevas oportunidades de trabajo, mucho menos cuando empresas importantes ¡se vayan de nuestro país!, pero eso sí, así como vemos las cosas, no faltarán los 2 mil pesitos y la despensa mensuales, y una oración pidiendo que ¡todo sea un mal sueño! Ése, queridos lectores, puede ser ¡el futuro de México! O ¿de verdad será un mal sueño?…….

amanecerweb

amanecerweb

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *