Mano dura contra “vándalos” de UAEMex

Por Karina A. Rocha Priego

Seguimos indignados por los destrozos que seudo estudiantes provocaron en el edificio histórico de Rectoría, hechos que sin lugar a dudas deben ser ¡denunciados y castigados!, ya que es un acto por demás “de terrorismo” el provocado por quienes se dicen estudiantes.

Dichos actos, por supuesto que perjudicaron a trabajadores de la Máxima Casa de Estudios que se encontraban en las instalaciones, además de los cuantiosos daños provocados al edificio, mismos que serán denunciados ante el Ministerio Público Federal, según lo dio a conocer el Abogado de la Máxima Casa de Estudios, Luis Raúl Ortiz Ramírez, quien cuenta con el aval del Consejo Universitario.

Estos acontecimientos, queridos lectores, me trasladaron en mi memoria a la Rectoría de Carlos Mercado Tovar (1977-1981) quien se caracterizó por su mano dura, luego de haber recibido una Universidad resquebrajada, ante la aparición de “grupos de choque”, mejor conocidos como “porros” que vandalizaban la Máxima Casa de Estudios, exigiendo mayores componendas.

Se dice que entonces “jóvenes sud y centroamericanos” buscaron ser recibidos en la UAEM, para luego exigir a las autoridades universitarias, a través del vandalismo ¡sin máscaras!, se les dieran mayores facilidades.

Pero no faltó, querido lector el que “vendía”, literalmente, la idea de una exigencia a través del desmán, y no a cambio de educación, sino a cambio de recursos, como está sucediendo actualmente, provocando la destrucción de la fachada de rectoría, a cambio de 500  pesos.

Cabe comentar que en ese entonces, el maestro Carlos Mercado Tovar llegó con el tiempo a reconquistar la autoridad perdida por el H. Consejo Universitario, por la propia Rectoría y demás niveles de autoridad, cuestión definitivamente necesaria pues se amenazaba con la anarquía universitaria manipulada por el Comité Coordinador de Lucha (Cocol) y el SITUAEM.

Pero a Mercado Tovar ¡nunca le tembló la mano! Y logró su cometido, hoy, se hará lo mismo. La denuncia contra quienes resulte responsables de los desmanes del pasado jueves 19 de marzo a nivel federal, tendrán que rendir los frutos requeridos, recobrar la paz en la Máxima Casa de Estudios ¡caiga quien caiga!

Y es que, desde el pasado jueves, nos preguntamos una y otra vez ¿Quién estará provocando estos desmanes?, quedando más que claro que se trata de la “mano negra” de un “académico frustrado” que seguramente ha buscado una y otra vez la rectoría sin alcanzarla, por lo que “utiliza” a los estudiantes ilusos para sus propósitos personales, a cambio de unos cuantos pesos.

Pero esta vez, se les pasó la mano además de que fue cínico el actuar de los “porros encapuchados” que destruyeron, grafitearon, vandalizaron, pues caso curioso, el 18 de marzo estudiantes de la Facultad de Planeación Urbana y Regional de la Universidad Autónoma del Estado de México (UAEM) decidieron, por mayoría de 202 votos a favor y 106 en contra, levantar el paro que mantenían desde el 4 de marzo; recordando que de esta Facultad es académico Fermín Carreño Meléndez –que NO director de la misma- quien se presume está detrás de los actos vandálicos contra la Máxima Casa de Estudios, además de ser quien provee de recursos a los universitarios o seudo universitarios manifestantes.

Curiosamente, luego del paro que, seguramente, no era lo que querían, es que el 19 de marzo, se dieron los destrozos en el edificio de Rectoría, destrozos por los que se denunciara ante la FGR.

Con este tipo de acciones, nos damos cuenta del porqué del actuar de un Carlos Mercado Tovar que, no fue un inquisidor ni un autoritario, simplemente fue un hombre de mano dura que buscaba la tranquilidad de su Universidad y que decir de un Gustavo Díaz Ordaz quien vio el riesgo en el que se encontraba la educación en México, que era “manipulada” por estudiantes extranjeros y anarquistas que buscaban la desestabilización de las universidades.

Hoy, pretenden la desestabilización de la UAEMex, lo cual no debe permitírsele, por lo que se pide la intervención no solo de las autoridades federales, sino de las locales, pues se supone que son éstas la que deben dar el respaldo al Rector Alfredo Barrera Baca, y no darle la vuelta a un problema que afecta a todos los mexiquenses.

Por lo pronto, la denuncia ante la Fiscalía General de Justicia del Estado de México ya está presentada y se esperan resultados pronto aunque, de no tenerlos así, por eso acudir a la Federación.

PREVALECE IRRESPONSABILIDAD ANTE COVID-19

Hablando de otra cosa, sigue prevaleciendo la irresponsabilidad de los mexicanos –los mexiquenses no están exentos- cuando han hecho caso omiso a las recomendaciones de la Secretaria de Salud de ¡permanecer en sus hogares si no tienen necesidad de salir!, en un afán de evitar propagar el contagio de Covid-19, el cual, al día de hoy, ha infectado a 316 mexicanos y la cifra se incrementa a pasos agigantados.

Ahora bien, si por alguna circunstancia “no se pueden quedar en su casa” tome las precauciones debidas y protéjanse con un tapabocas, y si pueden con guantes, también, en caso de tener que ir a un súper mercado.

Lamentablemente ¡nadie lo hace, literalmente les vale!, la gente que vende alimentos en las calles, sigue haciéndolo sin el menor cuidado, lo que demuestra, una vez más, que la ignorancia sigue estando por encima de todo en este país, además de la “tibieza” de ciertas autoridades que no han sabido convocar a la población a la precaución y el cuidado por casos como el que estamos viviendo.

¡Por favor!, si usted es de los que piensan que “no pasa nada”, permítame decirle que ¡está poniendo en riesgo a su propia familia!, muchos ya demostraron que este virus, NO es una broma, por lo que le conminamos a seguir las regulaciones sanitarias que marcan las autoridades para evitar que este brote se propague.

amanecerweb

amanecerweb

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *