R. Kelly, ahora es señalado por soborno

El escándalo de abuso sexual que envuelve al cantante estadounidense R. Kelly se extendió este lunes al estado de Minnesota, donde los cargos en su contra incluyen prostitución con una menor.

Estos nuevos cargos se presentan días después de que el astro de R&B se declarara inocente en Nueva York de cargos federales que incluyen crimen organizado, pornografía infantil y obstrucción de la justicia, al alegarse que reclutó sistemáticamente a mujeres para mantener relaciones sexuales con ellas mientras se encontraba de gira.

Además del delito grave de prostitución con una menor, el cantante enfrenta un cargo por buscar a otra joven con fines sexuales, según anunció la oficina del abogado del condado de Hennepin, en Minneapolis, la capital y ciudad más poblada de Minnesota.

El fiscal de condado, Mike Freeman, señaló en conferencia de prensa que los cargos están relacionados con un hecho ocurrido el 11 de julio de 2001, cuando una víctima menor de 18 años intentaba obtener un autógrafo de Kelly.

El rapero, conocido por éxitos como «I Believe I Can Fly», le dio el autógrafo junto con un número de teléfono. La menor se comunicó a ese número y fue invitada al hotel del cantante, según explicó Freeman.

Cuando llegó la joven al lugar, «le ofrecieron USD 200 para quitarse la ropa y bailar para él». «Después de aceptar los USD 200, ella se desnudó y procedieron a bailar».

Freeman, quien calificó el incidente como «simplemente inaceptable», dijo que hubo contacto sexual pero no se consumó el coito. Tras lo sucedido en el hotel, la menor tuvo acceso VIP a uno de los conciertos de Kelly, el cual estaba destinado exclusivamente a personas mayores de 18 años.

De acuerdo con el fiscal del condado, cada uno de los cargos implica hasta cinco años de prisión. Hasta el momento no se ha señalado el nombre de la víctima, y su abogada, Gloria Allred, dijo que no será revelado.

Ante las acusaciones, el abogado de Kelly, cuyo nombre real es Robert Sylvester Kelly, escribió en su cuenta de Twitter que el hecho iba «más allá de lo absurdo». Cuando la prensa le solicitó emitir comentarios sobre el caso, prefirió omitir su postura. No está claro aún si el músico irá a Minnesota para enfrentar los nuevos cargos.

Kelly, de 52 años, enfrenta cargos federales relacionados con pornografía infantil en su ciudad natal, Chicago. Además, tiene abierto un proceso paralelo desde el mes de febrero ante el estado de Illinois, en el que está acusado de abusos sexuales contra cuatro mujeres, tres de ellas menores.

En febrero, el cantante se entregó a las autoridades tras recibir esa imputación, pero quedó en libertad al abonar una fianza de USD 100.000 y declararse no culpable de los delitos. En esta nueva acusación, las autoridades federales le imputan trece delitos.

Estos son los últimos cargos que enfrenta el astro musical, quien actualmente sigue detenido en Nueva York.

amanecerweb

amanecerweb

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *