Cutzamala mantiene sequía severa

A pesar de las fuertes lluvias y granizadas, que han dejado afectaciones en la Ciudad de México, continúa la sequía severa y extrema en la cuenca del Río Cutzamala, por lo que las presas que abastecen el 30 por ciento de agua a la capital del país mantienen los niveles más bajos registrados en los últimos 25 años.

La presa Villa Victoria en el Estado de México, es uno de los tres principales embalses del Sistema Cutzamala, donde no ha llovido a gran escala desde septiembre, lo que ha ocasionado que esté al 25.6 por ciento de su capacidad de almacenamiento, el nivel más bajo que ha tenido en los últimos 21 años.

“Ha bajado demasiado por cuestiones de las lluvias, que no ha llovido lo suficiente. –¿Qué tanto ha bajado?– Unos 15 metros o 20 porque el agua llega hasta allá en el tiempo de lluvia”, dijo Alicia Rangel, habitante de Villa Victoria, señalando un borde de llantas a la distancia.

La mujer, junto con algunos de sus vecinos del barrio Vivero, acude desde muy temprano a lavar la ropa a la presa. Uno de sus hijos pesca algunas mojarritas para la hora de la comida, mientras su pequeño nieto se entretiene jugando con el burro que usan para acarrear los bultos.

De acuerdo con el Monitor de Sequía de la Comisión Nacional del Agua (Conagua), al 31 de mayo, el total de la superficie de la cuenca del Río Cutzamala se encuentra en algún grado de sequía. La sequía severa cubre el 65.9 por ciento de la cuenca, mientras que la sequía extrema el 20.9 por ciento.

“Bastante, por muchos motivos, nosotros no tenemos agua en la casa, y hay personas que no tienen con que bajar a lavar y entre más cerca tenemos el agua mejor, pero muchas personas bajan con carretilla. Normalmente nosotros lo ocupamos para lavar o para las labores de la casa que es como trapear, bañarse o así”, respondió.

El estiaje es crítico en esta presa, de los 113 millones de metros cúbicos almacenados a finales de octubre, para la última semana de mayo, el nivel bajó a 48.4 millones de metros cúbicos, lo que representa el 26.1 por ciento de su capacidad, según cifras del Organismo de Cuenca Aguas del Valle de México (OCAVM) de la Conagua.

Durante la última semana se presentaron algunas lluvias en la zona, pero los niveles del agua no repuntan, pues una sola lluvia no es suficiente, se requiere de una buena temporada lluviosa. De tal forma, el nivel ha seguido bajando, al corte del 7 de junio, la Conagua reportó que la presa Villa Victoria se encuentra 25.6 por ciento de su capacidad de almacenamiento, con 47.5 millones de metros cúbicos.

Las presas El Bosque y Valle de Bravo también están por debajo del promedio histórico, la primera tiene 68.1 millones de metros cúbicos almacenados, el 33.7 por ciento de su capacidad; la segunda cuenta con 179.4 millones de metros cúbicos, el 45.5 por ciento.

“El cien por ciento de la cuenca lo tenemos con sequía fuerte, estamos esperando las lluvias que por suerte están empezando a presentarse (…) El pronóstico que tenemos no es halagador, vamos a estar por debajo de la media en el mes de junio”, dijo Víctor Bourguett Ortiz, director del Organismo de Cuenca Aguas del Valle de México (OCAVM).

A 13 kilómetros de la presa Villa Victoria, se localiza la Planta Potabilizadora Los Berros del Sistema Cutzamala, donde se purifica el agua de los embalses. En entrevista con MILENIO, Bourguett Ortiz confirmó que desde septiembre no se han registrado importantes lluvias en la región, aunque a finales de mayo, llovió algo en la cuenca, pero no los niveles esperados.

“Sí es la peor en los últimos 25 años, efectivamente para la cuenca del Cutzamala y se atravesó con la pandemia que nos obligó a suministrar más del caudal que normalmente hubiéramos dado el año pasado y la mitad de este año. Desde agosto del año pasado empezamos a hacer las reducciones, previendo que tuviéramos una situación como la que se ha presentado”, indicó.

La planta Los Berros data de hace 39 años y tiene capacidad para potabilizar hasta 20 metros cúbicos por segundo; debido al estiaje, actualmente está potabilizando 14.3 metros m3/s. Después, el agua se envía al Valle de México, a través de dos líneas de alta presión; pero debido a los bajos niveles de las presas, desde agosto pasado, la Conagua comenzó a reducir el caudal de 15.8 metros cúbicos por segundo a 13.3 m3/s; actualmente surte 13.9 m3/s, complementandolo con otras fuentes de pozos y del Sistema Lerma.

“No lo ha resentido en el Valle de México, porque hemos tratado de mantener el servicio normal. Exhortar a la población a que trate de ahorrar agua, porque el problema existe en realidad, se presenta en toda América del Norte. La costa Oeste de Estados Unidos está en la peor sequía en toda su historia, y tenemos problemas también en la costa oeste mexicano”, comentó.

De continuar la sequía, se prevé que a lo largo de este año y durante el próximo estiaje, se suministrará al Valle de México 13.2 m3/s, en el peor escenario previsto por el grupo técnico integrado por la Conagua, SMN, Sacmex, Caem y el Instituto de Ingeniería de la UNAM.

“Tendríamos algo de problemas si no llueve bien, en el próximo estiaje tendríamos que estar manteniendo este 13.2 y tendríamos una baja del suministro del Sistema Lerma, pero ese es el peor escenario posible, que seguiríamos suministrando 13.2 metros cúbicos por segundo a todo el Valle de México”.

Además, este viernes 11 y sábado 12 de junio, la Conagua reducirá el caudal a 9.3 metros cúbicos por segundo, durante 36 horas, ya que llevará cabo obras de mantenimiento que permitirán poner en operación al 100 por ciento, la nueva Línea de Alta Presión 2, que desde 2018 pretendía interconectarse con la Línea de Alta Presión 1 –que data de hace 39 años–, a través de la fallida instalación de la K invertida.

“A partir del 12 de abril ya podremos enviar toda el agua por la línea de alta presión 2. Vamos a parar la línea de alta presión 1 dónde estaba la famosa K invertida, en dónde vamos a reparar un tramo de tubería de 28 metros”, indicó.

amanecerweb

amanecerweb

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *