Se le ‘voltean’ a Morena

Por Karina A. Rocha Priego

«Cuando veas las barbas de tu vecino cortar, pon las tuyas a remojar», esto lo saco a colación, luego de que ayer el candidato de la alianza PRI-PAN-PRD, Fernando Flores Fernández, ante medios de comunicación, recibió el apoyo de un importante grupo de morenistas y militantes de Movimiento Ciudadano, quienes se adhieren a la campaña del aliancista.

La falta de resultados, la exagerada soberbia, los abusos, el nepotismo, la negligencia y los escándalos que durante estos años de gobierno envolvieron a la alcaldesa de Metepec, Gabriela Gamboa, ha hecho que, quienes en algún momento la apoyaron en su proyecto, un proyecto por cierto improvisado, se desencanten de esta mujer y la dejen para apoyar a Fernando Flores a la alcaldía de Metepec, un municipio próspero, que perdió tres importantes años de trabajo y desarrollo, gracias a la ineptitud de esta mujer.

Recordemos que ésta fue una “candidata” impuesta, que como muchos otros lanzados por Morena, fueron candidatos “de oportunidad, de imposición” que al ver que en sus institutos políticos no apoyaban sus candidaturas, es que decidieron irse a Morena, la oportunidad del hartazgo contra el gobierno de Enrique Peña Nieto, les hizo ver el “signo de pesos” en Morena y ahí, recibieron ¡lo que llegara!, ganaron, sin lugar a dudas pero parece que “la suerte” les durará muy poco tiempo.

Desgraciadamente, no solo en Metepec, en todos los municipios mexiquenses se está viviendo un “desencanto”, sobrada confianza sintieron los morenistas que han pretendido “perpetuar” en el poder, sin darse cuenta que, desde sus “impulsores” están en la “cuerda floja” como es el caso de Ricardo Moreno e Higinio Martínez, éste que solo sabe actuar “bajo las sombras, por la espalda”, sembrando dudas y odio hasta entre sus más cercanos colaboradores.

Hoy son los jóvenes los que habrán de decidir su voto el próximo 6 de junio, y si bien es cierto que el porcentaje de ninis en el Estado de México es considerable y que estos están acostumbrados a vivir “de la misericordia del gobierno”, también es cierto que muchos más quieren salir adelante y desarrollarse como personas y como profesionistas y Morena, no se los va a permitir ante los “cambios” que pretenden llevar a cabo en este país.

Por eso, quienes buscaron la reelección para esta contienda, que “pongan sus barbas a remojar” pues el electorado, no solo mexiquense, sino de todo el país, si no fue bien tratado por las administraciones que concluyen y, mientras se les siga respetando su derecho a elegir, lo harán por quienes, además, den mejores opciones, no solo batalla y propaganda negra de sus contrincantes.

Los hechos hablarán. La reelección de alcaldes es un arma de doble filo, lo que lleva a que los candidatos en campaña se vean “obligados” a cometer violaciones a la ley electoral –como ya se ha visto- con el fin de mantenerse en el poder, mientras el elector califica si ha sido eficiente o no el trabajo de quienes se reeligen.

Si bien es cierto que el electorado puede decidir si votar a favor de su “alcalde en contienda” o castigarlo con el voto en contra, hemos de reconocer que “los golpes bajo la mesa” no han cesado, hoy los morenistas “no tienen ventaja alguna” pues, aún aquellos que hicieron uso del “poder en las alcaldías o diputaciones” para incrustarse –según ellos- en la preferencia electoral, resulta que la gente, simple y sencillamente ya no les tiene confianza.

Lo dijimos hace unos días, los nuevos electores, los jóvenes, los pensantes, gente que aunque carezca de preparación académica, goza de inteligencia y de la “preparación que les da la vida” y  las carencias y, aunque pretendan “alimentar a esta gente con limosnas gubernamentales”, también quieren el bienestar de sus hijos, y si no les fue con esta administración, seguramente, buscarán otras opciones.

En el estado de México, es un hecho que la mayoría de los alcaldes –hay muy buenas excepciones- no han hecho un buen trabajo, no dieron resultados y, como dijo un experto “… piensan que solo con la movilización de las estructuras de partido o gubernamentales –por los que se reeligen- pueden ser favorecidos en este proceso”, definitivamente no es así y, si para colmo, sumamos que esta vez ¡no hay efecto!, no la tienen fácil.

Por lo pronto, en el Estado de México el 34 alcaldes morenistas fueron por la reelección, tal es el caso de los alcaldes de Ecatepec, Naucalpan, Tlalnepantla, Toluca, Metepec, Atizapán de Zaragoza, Nicolás Romero, Coacalco, Tultitlán, Ecatzingo, Los Reyes La Paz, Tlalmanalco, Valle de Chalco, Chalco, Acambay, Amanalco, Acolman, Santa Cruz Atizapán, Ozumba, entre otros.

Otros 23 son alcaldes del Partido Revolucionario Institucional (PRI); 7 del Partido de la Revolución Democrática (PRD); 7 del Partido Acción Nacional (PAN) y uno del Partido Movimiento Ciudadano (MC).

El detalle está en que el electorado siga confiando en ellos y la militancia, pues lo que acaba de suceder con Fernando Flores en Metepec, contra Gabriela Gamboa, morenista impuesta que busca la reelección, puede suceder en otros tantos municipios, por ello, insistiré en que “si ven las barbas del vecino cortar, pongan las suyas a remojar”……

amanecerweb

amanecerweb

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *