Sentencian a 62 años de prisión a sujeto por secuestro exprés

La Fiscalía General del Estado obtuvo importante sentencia en contra de Rodrigo de la Torre Ramírez, quien fue condenado a 62 años 6 meses de prisión por el delito de Secuestro Exprés; el Juzgado de Juicio Oral Penal con sede en el Primer Partido Judicial valoró las prueba presentadas por el Agente del Ministerio Público adscrito a la Dirección de Litigación Oral y Procesos, quien logró justificar y comprobar la culpabilidad del hoy sentenciado.

En la audiencia de individualización de sanciones y reparación del daño, el Tribunal de Enjuiciamiento por unanimidad resolvió dictar la sentencia en contra de Rodrigo, de la misma manera fue condenado a la reparación del daño a favor de las víctimas y al pago de una multa que se traduce en 754 mil 900 pesos.

Los hechos que motivaron la presente sentencia ocurrieron el día 25 de agosto del año 2017, alrededor de las 15:00 horas, cuando Rodrigo se comunicó vía telefónica con la víctima para que se presentara en un domicilio ubicado en el fraccionamiento Paseos de San Antonio, lugar donde lo hizo ingresar, al encontrarse en el interior, el pasivo le cuestionó al hoy sentenciado sobre un vehículo de motor que días antes le fue prestado y que Rodrigo dejó abandonado sin motivo alguno sobre la calle.

Sin embargo, el acusado le propinó a la víctima un puñetazo en el rostro al mismo tiempo que tomó una macana en color negro, con la que golpeó en repetidas ocasiones la cabeza del pasivo, obligándolo a sentarse en una silla donde le amarró las manos con un cincho; posteriormente, desapoderó a la víctima de sus pertenencias, siendo estas, las llaves de un vehículo de motor de la marca Nissan, así como de su cartera, un teléfono celular tipo iPhone 6 y dinero en efectivo.

Así mismo, Rodrigo, amenazó a la víctima con cortar sus dedos con un machete al tiempo en que colocaba la mano sobre la silla, y a pesar de que el pasivo le pedía que lo dejara salir, el acusado lo golpeaba con la macana; después de la agresión, Rodrigo salió de la vivienda, oportunidad que aprovechó el afectado para soltarse de su mano derecha, pero el hoy sentenciado se dio cuenta, por lo que volvió a atarlo, lo amordazó, le vendó los ojos y amarró sus pies a la silla.

De nueva cuenta, el sentenciado salió del inmueble pero cuando regresó, iba acompañado de otra persona, diciéndole a la víctima que “había llegado su verdugo y que él era quien lo iba a matar”; el acusado le realizó diferentes preguntas, al tiempo que tomaba una moneda la cual lanzaba al aire y dependiendo del resultado, consideraba si era verdad o mentira lo que la víctima le decía, siendo que al caer en “mentira” lo golpeaba.

Posteriormente, Rodrigo le entregó el teléfono de la víctima a la persona que se encontraba en el domicilio y salió del inmueble abordando el vehículo propiedad de la víctima; cuando regresó a la casa, le indicó a su cómplice que se podía retirar, por lo que ambos se fueron del lugar, dejando a la víctima en el interior de la casa, privado de la libertad; sin embargo el pasivo logró desamarrarse, salió de la vivienda y pidió ayuda a los servicios de emergencia.

Es por ello, que en la audiencia de individualización de sanciones y reparación del año, el Tribunal de Enjuiciamiento por unanimidad resolvió dictar sentencia de 62 años 6 meses de prisión en contra de Rodrigo de la Torre Ramírez, de la misma manera fue condenado a la reparación del daño a favor de las víctimas y al pago de una multa que se traduce en 754 mil 900 pesos.

amanecerweb

amanecerweb

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *